Categorized | General, Técnica

La FIA limita los mapas de motor desde el GP de Hungría, a sólo un 2% de tolerancia

54bb8602.jpg jo-bauer1

La tensión empezó en el paddock de Hockenheim  cuando el Delegado Técnico de la FIA Jo Bauer publicó un comunicado de prensa. Según su opinión, los coches de Mark Webber y Sebastian Vettel infringían el artículo 5.5.3 del Reglamento Técnico, que expone que deben corresponder cantidades específicas de par a determinadas presiones del pedal del acelerador.

“Después de examinar el mapa de par del motor de los coches 1 y 2 se ha hecho aparente que el par máximo de los dos motores es significativamente inferior en el intervalo de revoluciones medias de lo que se había podido ver en los mismos motores en eventos anteriores,” explicó Bauer.
 a88142ea.jpg

Jo Bauer envió su investigación a los comisarios, entre los que está el ex piloto de F1 Derek Warwick, que respondió con celeridad que no habría ninguna sanción al respecto. Esto sugiere claramente que Red Bull está beneficiándose de un agujero legal en el reglamento.

Entonces la Federación Internacional de Automovilismo dio por terminado el problema que surgió con los mapas motor de Red Bull  ya que leyendo fríamente  la normativa se determinó que los coches eran legales, pero claramente vulneraban el espíritu de las reglas. Por ello, y para evitar ninguna manipulación de los antedichos mapas de motor ya desde el GP de Hungría, la FIA ha limitado el uso del acelerador a su función principal, la de generar par motor. Con esta maniobra, la Federación ha redactado una nueva directiva técnica por la que, con el acelerador a fondo, el motor demande el 100% del par disponible al régimen al que gire el motor en cada momento con una tolerancia de sólo un 2%.

d80a7d6a.jpg

Red Bull ha intentado conseguir más efecto de soplado en el escape a medio régimen quizá retrasando el encendido, de ahí que tuvieran menos par del medido en esa zona del Tacómetro. Gran parte del mapa de motor va homologado, de ahí que sea fácil de monitorizar por parte de la FIA (así lo descubrió Jo Bauer). El reglamento deja libre el avance por debajo de 6.000 revoluciones/minuto, permite un máximo rango de 20 grados entre 6.000 y 10.000 y 15 por encima de 10.000 revoluciones/minuto.

El resultado de esta combustión con una mezcla muy pobre y el avance muy retrasado es que la escasa gasolina inyectada explota ya en los colectores de escape, con lo que no genera par motor pero sí gases muy calientes que a través del escape se dirigen a la zona del difusor y, en consecuencia, general carga aerodinámica. Un efecto colateral de esta reducción de par motor es que el motor tiene menos fuerza a un régimen concreto y puede ayudar al piloto a modo de pseudo control de tracción. Evidentemente, ninguna de estas hipótesis ha sido confirmada por el equipo Red Bull.

«Ninguno de nosotros sabe realmente qué es lo que le molesta a la FIA tanto para provocar que Jo Bauer enviara la nota el domingo por la mañana», ha comentado hoy el director de gestión de McLaren, Jonathan Neale. «Fue un paso muy inusual. Espero que no se diga que reescribimos la normativa a mitad de temporada, porque en términos de la consistencia del reglamento, esto es bueno», ha añadido Neale.

 

Comentarios cerrados.

Advert

The Formula 1 Widget
requires Adobe Flash
Player 7 or higher.
To view it, click here
to get the latest
Adobe Flash Player.

Etiquetas

La Máxima Tweets

Instagram Feed

Something is wrong.
Instagram token error.
Cargar más